Dogtorizate

EMPÁPATE DE DOGTOR ANIMAL

Aquí encontrarás un espacio con noticias, eventos, artículos, videos… y conocer de una forma diferente tanto a nuestro equipo humano como animal, nuestros programas y nuestros usuarios.

¡Mójate con el efecto Dogtor Animal-sonríe!

Octubre – Torbellino de dulzura de repente

Como cualquier niño amante de los animales deseaba con todas mis fuerzas tener un perro. Pensaba “me encantaría tener uno como el de Punky Brewster” (una serie de mi infancia en la que una niña tenía un Golden llamado Brandon, una maravilla de perrito que hasta jugaba a las cartas con ella).

A mis 26 años aún no había tenido perro nunca, pero sí llevaba ya algunos dedicándome a temas de educación canina y salud animal. De repente apareció ella, sin esperarlo. Fue una mañana en la clínica veterinaria en la que trabajo. Unos clientes tenían un golden retriever, un macho llamado Ross, al que conocía desde cachorro, puesto que había estado acudiendo durante ocho semanas a unas clases para cachorros que impartía en mi centro de trabajo. Cinco años habían pasado ya de aquellas clases para cachorros y Ross seguía viniendo de vez en cuando a la clínica para sus controles periódicos. En esta ocasión no acudían por Ross, sino por su hija, una cachorra de mes y medio a la que íbamos a vacunar ese día. Al entrar en la consulta, cogí a la cachorra en brazos, la achuché y me quedé mirándola, enamorándome de ella segundo a segundo. Mientras seguía mirándola embobada, escuché una voz que decía “es para ti, te la regalamos, si la quieres no podrá estar en mejores manos”. Así se encontraron nuestras vidas, en un regalo que no olvidaremos jamás.

Suri y yo nos divertíamos mucho aprendiendo cosas juntas, disfrutando de las cosas sencillas de la vida, como sólo los perros te enseñan a hacerlo. El vínculo iba creciendo y creciendo día a día (y lo sigue haciendo). Su etapa de evolución y desarrollo supuso una de las mejores experiencias que he tenido en la vida.

En este no parar de cosas fascinantes y nuevas para las dos, nos encontramos con Iciar, Vanessa y Congo, que nos llevaron de la mano y de la pata al mundo de las intervenciones asistidas con animales. En él crecemos, reímos y hacemos reír, llevamos luz a muchos corazones y buen rollo a muchas personas que lo necesitan. Hemos conocido a un equipazo humano y perruno que forma una gran familia, la de Dogtor Animal, de la que estamos orgullosas de formar parte.

Nueve años ya repartiendo sonrisas, compartiendo momentos, disfrutando de lo que más nos gusta hacer, llevar emoción a corazones. Gracias mi rubia, por dar tanto a tantas personas y gracias por darme tanto cada día, mi loca aventurera, dulce, tierna y generosa.

Septiembre – Perros de Apoyo a Menores en Juzgados.

Cada día que visitamos los Juzgados de Familia de la Comunidad de Madrid con nuestros perros de apoyo judicial y trabajamos junto a los distintos profesionales de allí, vemos la importancia que tiene este servicio para muchos de los menores que asisten a estos juzgados.

Pero no sólo nuestro equipo ve estos beneficios a través de las sonrisas de los menores y su actitud más relajada en presencia del perro, sino que los mismos profesionales observan y exponen los beneficios que a ellos les aporta la presencia del animal antes, durante y después de las entrevistas a los menores.

Pero, ¿qué es un perro de apoyo a menores en juzgados o perro de apoyo judicial?

El perro de apoyo a menores en juzgados, es aquel perro específicamente adiestrado, presente en las sedes judiciales, que ejerce de presencia tranquilizadora para los menores, a la vez que ayuda a crear un sistema más humano y eficiente, permitiendo a los profesionales de los juzgados llevar a cabo su trabajo de manera más positiva y constructiva.

Nuestro propósito es ayudar a lograr un cambio en la forma de satisfacer las necesidades emocionales de todos los involucrados en el sistema judicial, prestando especial atención en la protección de los menores, reduciendo el factor ansiógeno y favoreciendo testimonios más fluidos y detallados.

Agosto – Las vaCANciones de los Dogtores

Una de las preguntas que más nos suelen hacer al equipo de Dogtor Animal es sobre dónde viven nuestros animales de intervención. A lo que respondemos con tono de evidencia: “con nosotras”. Y es que para nuestro equipo, nuestros animales de intervención son ante todo familia y, de manera secundaria, compañeros de trabajo.

¿Por qué es importante esto para Dogtor Animal?

Primero y ante todo porque se merecen un hogar, una familia que les quiera y alguien que vele por su bienestar las 24 horas del día, y son considerados parte de nuestra familia y lo seguirán siendo cuando no puedan ejercer su trabajo.

Por otro lado, creemos que es muy importante que los animales integrados en programas de Intervenciones Asistidas con Animales tengan un seguimiento exhaustivo, tanto a nivel sanitario como a nivel emocional. Si no conviviésemos con ellos no podríamos observar su estado emocional, si hay cambios en su alimentación, en su comportamiento, si tiene un mal día, si se muestra cansado… Por ello, consideramos que vivir en familia facilita un mejor seguimiento del animal, pudiendo prevenir cualquier problema de salud o emocional, además de poder brindarles amor y cariño durante el resto del día, porque ¡no todo es trabajar!.

En los casos en los que hemos trabajado con animales de protectora, como fue el caso de nuestro proyecto de violencia de género, los animales integrados en el programa vivían con una familia de acogida durante el mismo. De esta manera podían observar posibles cambios en los animales y notificarlo a nuestro equipo. Y mientras no asistían a las sesiones tenían una familia de la que recibir amor.

Entonces, ¿qué pasa en vacaciones?

Cuando llega el momento de irse de vacaciones, siempre que sea posible, nuestros animales nos acompañan en las mismas. Desde los perros de intervención hasta nuestro loro Pitágoras o la ratita Gominola. Y es que si nuestros animales son nuestra familia, ¿por qué no iban a venirse de vacaciones?

Para ello, cuando programamos esos días de escapada tenemos en cuenta alojamientos que permitan animales, buscamos el veterinario más cercano, organizamos actividades en las que poder participar con ellos y por supuesto hacemos su maleta con mucha ilusión.

Si por alguna circunstancia no pueden viajar con nosotros, ya sea porque el viaje implique coger un avión, sea un destino lejano, durante el cuál nuestro perro no disfrutará del viaje, o bien vamos a zonas en las que no podemos realizar actividades con ello; siempre buscamos que se queden en las mejores manos. Bien con otra persona del equipo con quien tiene confianza, con algún familiar o con algún cuidador o residencia de confianza, donde sabemos que nuestros animales estarán casi como en casa y disfrutarán también de sus vacaciones.

Julio – AprendienDOG juntos

Hoy os traemos un video muy especial sobre lo que vendrá el curso que viene.

Durante este curso, en nuestro programa de Ocio Asistido con Animales en Medinaceli, hemos creado un proyecto diferente.

En el, nuestros participantes han ido aprendiendo distintos aspectos del cuidado de los perros, como puede ser su higiene, sus cuidados veterinarios, sus necesidades físicas y de estimulación mental, entre otros. Y ahora están dispuestos a compartir todos esos conocimientos con el mundo.

Si quieres aprender más sobre los cuidados del perro, y cuáles son sus diferentes necesidades y cómo cubrirlas, no te lo puedes perder.
Sigue nuestras redes sociales para descubrir todo lo que te traeremos el próximo curso.


Protagonistas: Residentes Medinaceli y equipo animal Dogtor Animal.
Personajes secundarios: Equipo humano Dogtor Animal.

Le informamos que utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte un mejor servicio, de acuerdo con tus hábitos de navegación. Si continuas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes consultar nuestra Política de Cookies aquí.

Cerrar